Estás en:» Inicio » Relatos de viaje » Europa » Reino Unido » Londres » ¡The last order!

Relato de viaje a Londres - ¡The last order!

Descubre la experiencia de nuestros usuarios en su viaje a Londres. Si estás pensando irte de vacaciones a Londres, encuentra la experiencia de nuestros viajeros, y comparte la tuya. Nuestro objetivo es que para ti, viajar a Londres sea más interesante y barato.
Votación:[1] [2] [2'5] [4] [5]

Accede para valorar

2,125 / 5 (4 votos)
Usuario  
Enviado por: ropavieja (1303 lecturas)

Existen ciudades, Londres es una de ellas, que al describir un viaje a ellas, necesitas decenas de folios en blanco, y aún así se quedarían muchas cosas por contar. Pero, mi intención no es esa. Así que intentaré hacer algo breve, evitando al máximo los tópicos.
La mejor forma de conocerla, no es la única por supuesto, es desde la parte alta de los autobuses urbanos. Pero aunque sólo sea por una vez debemos subir en un black-cabs, los amplios y cómodos taxis negros londinenses.
H. G. Wells, el autor de “La guerra de los mundos”, la llama la más interesante, bella y maravillosa ciudad del mundo. Hemos de reconocer que estos calificativos los podríamos utilizar para otras muchas ciudades. En Londres hay decenas de Londres, unas mejor que otras.
Después de instalarme en un hotelito barato en el barrio de Chelsea , antigua zona hippy, luego punk y ahora convertida en un barrio chic muy caro, decidí subir a un autobús público, iba casi vacío y desde arriba comencé a descubrir esta imponente ciudad. Enseguida apareció ante mí la bizantina catedral de Westminster , nada que ver con lo visto en postales y fotografías. Todo sucedió muy rápido, nada más girar a la derecha me topé con Buckingham Palace, sede de una institución, la monárquica, en permanente crisis por sus continuos escándalos. Un poco más tarde apareció la plaza de Trafalgar, rodeada de museos. Pero antes había pasado por los almacenes Harrods , cuyas puertas vomitaban sin parar clientes con las típicas bolsas de plástico verde, después de haber practicado uno de los deportes preferidos de los ingleses, el shopping (compras salvajes).
Había llegado al río Támesis y Londres se asemejaba a otras ciudades portuarias. El Big Ben ofrecía un aspecto sublime, dominando el entorno; muy cerca de allí el Parlamento. Por el mítico río existe un intenso tráfico fluvial y por sus orillas se pueden realizar agradables paseos, sin miedo a las nieblas; este fenómeno meteorológico cada vez es más escaso en la capital.
Decidí bajar del autobús para seguir caminando. Son las doce horas y en este preciso momento todos los ingleses toman el lunch. Así que me encaminé hacia una tienda a comprar sandwiches para dar buena cuenta de ellos sentado al sol en un parque; a mi alrededor decenas de ciudadanos hacían lo mismo; mientras, unos ancianos malhumorados increpaban a unos ruidosos adolescentes.
Mi siguiente destino fue Hide Park, después de atravesar calles y más calles en curva, algo muy ingles, cabinas de teléfono de color rojo, y los auténticos pubs, uno en cada esquina. Los indios habían invadido por completo el parque, este espacioso y limpio lugar es un importante punto de encuentro para estos antiguos ciudadanos coloniales.
Me encontraba sentado en Picadilly Circus , la plaza más célebre de Londres, con sus brillantes neones. Aquí se reúnen centenares de jóvenes, representantes de todas las tribus urbanas. Había oscurecido y el mundo de la noche comenzaba a ser protagonista. Jóvenes y maduros llenaban los locales musicales, que por cierto, son la vanguardia del mundo. Otros, desembocaban en los distintos pubs, tomando pintas de cerveza rubia o negra sin descanso alguno.
Al principio de este relato escribía, que podía estar contando cosas sin fin; llenando páginas y más páginas, los momentos, vivencias y los muchos lugares de las distintas ciudades que componen Londres: el Soho , la City , el barrio chino ... Mientras, nos vamos alimentando malamente de fish and chips o de pringosos sandwiches.
El novelista Álvaro Pombo dice: “Londres es un lugar ideal para desaparecer muy fácilmente, sin dejar rastro, sin excesos, sin ruidos, sin dramatismos, entierros y demás pompas fúnebres”.

Pon este relato en tu página web:
Enviar a un amigo Enviar a un amigo | Imprimir Imprimir | ContactarContactar con el autor | Facebook Delicious Fresqui Google Menéame myspace Tecnorati Yahoo

¿Has estado aquí? Escribe un relato sobre tu viaje.

Comentarios

  • Avatar de dgutierrez jueves, 23 de abril de 2009 dgutierrez dice:

    Muy interesante el relato! Puedes encontrar más info sobre Londes en la página de Facebook I LOVE LONDON
    http://www.facebook.com/pages/i-love-london/13986592539...

  • Avatar de CarlosTorralba jueves, 26 de noviembre de 2009 CarlosTorralba dice:

    ¡qué buena la frase de Álvaro Pombo! ¡qué gran verdad!... aunque supongo que también podría aplicarse a cualquiera de las grandes ciudades del mundo. Yo, me la apunto

Escribe un comentario

Para poder escribir un comentario tienes que estar identificado ¡entra!

Viajar por LondresViajes a Londres

HERRAMIENTAS
para viajeros y bloggers
RSS
todas las novedades
NEWSLETTER
novedades en tu correo
DVIAG
nuestra revista digital
GUÍAS
nuestras guías
BLOG
Viajeros Mirayvuela